Cabecera Columnas Blancas
image

José Ramón Yúfera - Columnas Blancas

entrenamiento sevilla fc

Mi visión de las cosas

Nacido en Sevilla el 23-11-1953. Socio del Sevilla FC número 37 y propietario de 7 acciones. Ldo. en Filosofía y Letras ( Sección Ha. General) por la Universidad Hispalense. Fue profesor de secundaria desde 1979 hasta su jubilación en 2013. Vocal de la Asociación de Pequeños Accionistas y actualmente encargado de cuestiones históricas del club en la asociación. Fiel de Nervión con más de 50 años ininterrumpidos.
Últimas entradas de José Ramón Yúfera (ver todo)

Comprendo que mi visión de las cosas puede disgustar, pero describo la situación tal como la percibo y cimentada en las varias décadas, seis exactamente, que acudo regularmente al RSP a ver a nuestro Sevilla. Sin duda, en éste foro, haría falta alguien que escribiese con una perspectiva diferente y que insuflase optimismo, pero no es mi caso, y no hay ninguna intención de inocular desánimo ni ser agorero, que hay periodistas que se tienen por sevillistas que si lo hacen.

Antes que nada deseo explicar que posiblemente en mi anterior colaboración (“Carta abierta al Consejo de Administración del SFC”) no quedó claro el asunto de la protección del mosaico de Santiago del Campo. Quiero dejar perfectamente nítido que ninguna responsabilidad de que tan magnífica obra no esté aún declarada BIC debe achacarse al Departamento de Historia del club tan bien dirigido por Carlos Romero y Pedro Sendra. Es la única área de la entidad que se salva de cualquier atisbo de crítica.

Explicado esto, vamos al núcleo de las cosas. Parón gracias al bodrio de mundial (no he visto ni los resúmenes de ningún partido). Un evento que se va convirtiendo en algo parecido a Eurovisión, solo para “frikies” prestos a ponerse ante el receptor de TV para babear con los ídolos que quienes viven del fútbol encumbran para, llegado el momento, despeñarlos. Al SFC dicen que le viene de lujo, y mientras las dos facciones que se disputan el control de la sociedad afilan sus cuchillos visitando peñas y haciendo actos de propaganda vendiendo cada cual su burra, el abonado, el socio, el accionista y el peñista (¡qué grande es el Sevilla!) se debate en un océano de incertidumbres.

La facción aún en el control de la institución, reconoce los errores cometidos y pide perdón a la afición (abonados, socios, accionistas y peñistas – no me cansaré nunca de reiterar quiénes somos para que se entienda la magnitud de éste club en la ciudad y en su historia). ¿Perdón? No es suficiente, quienes han puesto al Sevilla al borde de la 2ª División, ahora Liga Smartbank, están obligados a explicar algo más. No vale decir: “perdón, lo sentimos, prometemos rectificar”, aclárense las causas de tan desastrosa planificación con la máxima concreción: Lopetegui y todas sus derivaciones, situación económica real, mantenimiento en plantilla de buenos profesionales pero claramente pasados de edad con el agravante de la incorporación de Isco, el fracaso económico de haber arriesgado en apostar por el título de liga sabiendo de la imposibilidad de ello por culpa de quienes manejan el fútbol español desde sus instituciones y desde la sombra, en fin, muchas cosas.

Quien está en la oposición que no venga ahora dando lecciones de buena gestión económica porque cuando estaba en el poder se le llenaba la boca con frases como que “quien no arriesga no gana”. Un poco de memoria.

Y mientras van y vienen los “macutazos” sobre fichajes y salidas la realidad se cierne inexorable. El sorteo de Copa del Rey lleva al equipo a jugar en uno de los campos donde más se nos quiere, La Rosaleda de Málaga. Cinco años ya que el SFC no pisa dicho estadio y resulta que el “caprichoso” sorteo nos empareja con el Juventud de Torremolinos, que es como decir Dos Hermanas respecto a Sevilla. Club de 2ª RFEF que por obra y gracia de la TV no puede disputar la eliminatoria en su campo de El Pozuelo. Podría haberse elegido el municipal “Antonio Lorenzo Cuevas” marbellí (en obras al parecer) o “El Maulí” antequerano, pero no, nos llevan allí donde el “Frente Boquerón” y los “Malaca” pueden “expresarse”, tras un lustro, a su antojo. Sólo hay ya que oír al entrenador del club de la capital provincial: “soy del Torremolinos desde chiquitito” ¿nadie le ha aclarado que su nombre es el Juventud? ¿Ninguno preguntó si los colores del Juventud tienen que ver en semejante declaración de fidelidad? Como en otro lugar en la misma Sevilla, parece que en la ciudad costasoleña la animadversión a cualquier cosa que provenga del decano de la capital de Andalucía va implícita en los contratos. Habrá sevillistas que vean mejor un campo con medidas más reglamentarias que las de “El Pozuelo” y que las tres categorías de diferencia entre el SFC y el Juventud terminarán por imponerse. Yo veo el peligro de jugar en un campo altamente hostil, con una afición más pendiente de una debacle sevillista que del devenir del actual club de fútbol representativo de su ciudad, con el agravante de la situación del SFC ahora mismo. Nada se pierde si el Consejo decide no acudir a “La Rosaleda” alegando cualquier forma de inseguridad. Habrá quien piense que eso sería tirar la Copa, pues sí, y soy de los que creen que al equipo este año le sobran todas las competiciones excepto el Campeonato Nacional de Liga (CNL).

Y en el mismo, el CNL, el 30 de Diciembre a las 19´45 horas el equipo rinde visita al RC Celta de Vigo en su estadio Abanca Balaídos en la 15ª jornada. El partido será antes de cualquier remodelación de la actual plantilla, el equipo local nos lleva un punto en la tabla. No hace falta que diga que si el choque se salda con otra derrota el RC Celta se nos va ya a cuatro puntos. Mientras el equipo vigués, su plantilla y cuerpo técnico saben a lo que juegan y cuáles son sus rivales, como el Cádiz CF, el Getafe, el Real Valladolid, etc… mucho me temo que nuestro equipo no lo sabe, acudiremos al Abanca Balaídos con los mismos mimbres que nos han puesto 18º en la clasificación. Así es como yo lo veo.

Actualmente, gracias a quienes manipulan nuestro fútbol desde las instituciones (LFP y RFEF) y desde la sombra (reverendo e ilustrísimo “Padre Pérez”) para los clubs españoles menos los que integran el “tripolio” (RMCF, FCB y C.At. M.) estar en la LFP es un lujo. Escribo esto porque si finalmente la temporada acaba en un “segundazo”, Dios no lo quiera, el sevillismo debe saber que entidades históricas que no es necesario nombrar se debaten año tras año en un esfuerzo titánico para no salir de ésta categoría formada por la liga Santander y la Smartbank. Los hay quien ha jugado “Champions” y ahora malviven en 1ª RFEF.

Alguno pensará que exagero, puede ser, pero me avalan 60 años de asistencia ininterrumpida al RSP y un abono desde 1955. Llevo con orgullo el nº 37 y mi sorpresa es quien avanza tan raudo y veloz en antigüedad que ya presume de nº 80 siendo bastante más joven que quien escribe. En 2019 se me otorgó la placa de 50 años de “Fiel de Nervión”. Al mismo al que me refiero se le concedió la de 60 años. Misterios de los archivos y del envejecimiento.

Mi visión de las cosas, mi forma de ser, mi experiencia y un amor al club que no supera al de nadie pero que tampoco es menos que el de nadie. Saludos.

Carta abierta al Consejo de Administración del Sevilla FC

Nacido en Sevilla el 23-11-1953. Socio del Sevilla FC número 37 y propietario de 7 acciones. Ldo. en Filosofía y Letras ( Sección Ha. General) por la Universidad Hispalense. Fue profesor de secundaria desde 1979 hasta su jubilación en 2013. Vocal de la Asociación de Pequeños Accionistas y actualmente encargado de cuestiones históricas del club en la asociación. Fiel de Nervión con más de 50 años ininterrumpidos.
Últimas entradas de José Ramón Yúfera (ver todo)

Caída libre, cuesta abajo y sin frenos, como en 1968, y como en los ciclos 1972-75 y 1996-2001. Está sucediendo lo que más de uno presagió y avisó desde hace más de un año cuando inmerecidamente se triunfaba en San Mamés o Balaídos. Entonces nos vendíais desde la Cúpula la moto de luchar por el campeonato y lo peor era que muchos se lo tragaban. Jamás pensé que volvería a ver a mi Sevilla en la situación actual aun conociendo la volatilidad y fluctuación de un deporte como el fútbol.

La causa de todo ello está ya diagnosticada de sobras, pero yo pregunto, ¿Vais alguno de éste Consejo presidido por Don José Castro Carmona a hacer algo? ¿Vais al menos, demostrada vuestra incapacidad para reconducir mínimamente la situación, anunciar vuestra marcha en el plazo que sea? Es que no habéis dado ni fecha para la Junta General de Accionistas (JGA). Lo único que hay es una convocatoria para el 15 de noviembre para celebrar los 25 años de presencia de Don José Castro Carmona en la entidad. Espero que no sea cierto y que solo se trate de una noticia falsa, porque de lo contrario sería una falta de respeto a todo el Sevillismo rayano en la obscenidad.

Una afición sufriendo, viendo a su primer equipo impotente a todas luces para ganar a nadie, sabiéndose ya no el hazmerreir, sino el regocijo del 75% de la afición futbolera de España, especialmente en Madrid y ¿nadie de vosotros mueve un dedo? ¿Una tardía dimisión del cargo en la Junta Directiva de la RFEF? ¿Eso es todo? ¿Pensáis acaso que los sevillistas nos chupamos el dedo? Ya se sabe que hasta Enero no hay nada que hacer para solucionar este desaguisado deportivo cometido por todos vosotros porque no pueden llegar reemplazos con contrato en vigor en otros clubs, pero al menos, aunque ya todos lo sabemos, que los miembros del Consejo y la Dirección Deportiva (D.D) gestionada por Ramón Rodríguez aclaren a los sevillistas el por qué, viéndolo venir, no se ha rectificado a tiempo, que lo había. Por lo menos que alguien anuncie que el 1 de Enero estará finiquitada la obligada planificación de corrección.

El abonado ya no diferencia entre unos y otros, os culpa a todos:

 1.-Al Consejo por dejar demasiada libertad a la D.D. y no aclarar la exacta situación económica del club. Si no es posible competir para estar en Liga de Campeones, pues no se puede, se dice, y el Sevillismo lo va a entender.

2.-A la D.D. por enrocarse en el mantenimiento de un proyecto contra viento y marea efectuando una planificación que ni una “criaturita” hubiese soñado. Ramón, que te admiro, no quiero ni pensar que lo hayas hecho aposta por atizarle a los del Consejo.

3.-Y al que está fuera queriendo entrar, por no dejar de poner palos entre los radios de las ruedas del Sevilla.

En el momento en el que escribo, nuestro Sevilla (os doy por conocedores de ello, señores del Consejo, accionistas “super-propietarios”, Ramón Rodríguez, cuerpo técnico y jugadores, pero dudo de que seáis conscientes de la transcendencia del hecho) gracias a un inesperado empate del Girona FC en el Bernabéu, ha caído a puesto de descenso. Muy triste, ya lo he escrito antes, estar pendiente de que uno de nuestros clubs más “queridos” y monopolizador del título de liga, haga o no sus deberes contra un modesto. Nunca creí que volvería a desearle al RMCF la victoria en su partido de la jornada. Tampoco sé si sabréis la nochecita de insomnio que más de un sevillista, entre los que me encuentro, ha pasado en esta madrugada de cambio de hora, la sensación de bastantes abonados y accionistas es que vosotros habéis descansado a pierna suelta.

Si el SFC ya no tiene remedio en ésta temporada gracias a los egos de unos, incapacidades manifiestas de otros, y la contumacia de quién para apropiarse de la sociedad emplea la táctica leninista de “cuanto peor mejor”, y da finalmente con sus huesos en 2ª (actual Liga Smartbank) debéis saber que ésta categoría no es ya la del siglo XX, ejemplos hay. Será un infierno duradero, que puede ser incluso peor (fíjense, señores del Consejo, en la situación del Deportivo y tantos otros). Más vale que os percatéis más pronto que tarde de tal hecho, que ninguno de vosotros piense que puede llegar como salvador y sacar fácilmente al Sevilla del pozo de la Smartbank, porque no será así. Este año, metidos ya en el sótano clasificatorio, nadie nos va a regalar nada y ello ya lo notarán unos jugadores que no están acostumbrados a debatirse en los últimos puestos. Y, si como a día de hoy parece, el equipo se despeña y pega el “segundazo”, la temporada 2023-24 será aún peor.

Yo seguiré siendo sevillista,  renovando mi abono (soy ahora el 37) y sin vender mis humildes siete acciones, pero otros muchos, no lo sé. Sabed, señores del Consejo, principales accionistas, D.D., Cuerpo Técnico y plantilla, que seréis los responsables directos de la devaluación de la entidad.

Aire fresco

Nacido en Sevilla el 23-11-1953. Socio del Sevilla FC número 37 y propietario de 7 acciones. Ldo. en Filosofía y Letras ( Sección Ha. General) por la Universidad Hispalense. Fue profesor de secundaria desde 1979 hasta su jubilación en 2013. Vocal de la Asociación de Pequeños Accionistas y actualmente encargado de cuestiones históricas del club en la asociación. Fiel de Nervión con más de 50 años ininterrumpidos.
Últimas entradas de José Ramón Yúfera (ver todo)

Es ya una corriente de opinión, ignoro si mayoritaria o no, pero sí que está instalada en una gran parte del sevillismo de base (accionariado minoritario y socios) entre los que me encuentro: el actual Consejo de Administración del Sevilla FC presidido por Don José Castro Carmona debe dejar paso a nuevos directivos que renueven proyectos y que afronten con decisión los desafíos que afectan a la LFP y por tanto al SFC.

Por salud democrática, para renovar el aire viciado de un edificio cerrado a canto y lodo tras nueve años de gestión con sus luces y sombras, pero cerrado. Tanto tiempo en el cargo de casi las mismas personas solo genera intereses particulares que no redundan en beneficio de la entidad.

Hay escasa transparencia en la gestión del club a todos los niveles. Entiendo que a la canalla y fauna carroñera mediática cuanta menos carnaza se le dé mejor, pero todo tiene un límite. Hay asuntos que accionistas y socios deben conocer y no esperar al tiempo limitado de intervenciones de las Juntas Generales de Accionistas (JGA). Entre el sevillismo, existe la percepción de que el actual Consejo solo transmite en las JGA lo mínimo legal exigido sin percatarse de que si bien la ley los ampara, éticamente no están obrando bien ya que las SA de fútbol no sólo administran capital sino también sentimientos. Manda el capital, lo sabemos, pero somos muchos más accionistas minoritarios y socios de diferentes calidades quienes deseamos un modelo de gestión diferente y más transparente. La arquitectura legal entra en contradicción con la democrática. Mucha sensibilidad ha faltado en este Consejo para aclarar temas clave en el sevillismo (precios de los carnets, blindaje del RSP y su futuro -remodelación o traslado- protección del mosaico de Santiago del Campo,  socios infantiles, política de cantera…) en los que las respuestas ha sido claramente insuficientes.

En este asunto de la transparencia, lo que no debe ocurrir nunca y ha ocurrido, es que se filtre al periodismo de jauría asuntos de vital importancia para la marcha deportiva del club. Ocurre todos los años en la mayoría de los clubs, los entrenadores cesan porque sus ciclos terminan, quienes eran héroes pasan a villanos. Nada nuevo es el cese de un entrenador y su reemplazo por otro, ni que cuando ya se ve que la nave no recupera el rumbo marcado las directivas inician contactos con otro. Lo que es impresentable es transmitir las negociaciones con el sustituto mientras el anterior sigue en el cargo. Opacidad donde y con quienes no se debe (socios y accionistas), y transparencia de “gargantas profundas” y “laringes desafinadas” con quienes sólo buscan titulares y de la que se aprovechan los buitres e hienas que tanta querencia tienen por nuestro club.

Independientemente de lo escrito, éste Consejo debe ir preparando ya su salida del club por otras razones: aparte la deficiente marcha deportiva del primer equipo que veremos si Sampaoli es capaz de rectificar la deriva negativa en caída libre generada  en parte por el choque de egos de todos conocido, el accionariado y el socio está muy preocupado por la “política de cantera” que tanto se nos espeta desde la cúpula de la sociedad cuando se les inquiere. Hay muchas preguntas del sevillismo al Consejo sin respuesta:

En comparación a otros ¿Es escaso el salario de los profesionales (entrenadores y ojeadores) de los escalafones inferiores? ¿Hace falta renovar la dirección y coordinación de la cantera? ¿Es cierto que hay varios clubs andaluces y otro de la comunidad valenciana a los que las promesas del fútbol andaluz prefieren antes que al SFC y sólo por cuestiones económicas?

Al que le duele el club, ve al Sevilla At. despeñarse sin que nadie mueva a un dedo. Se programan partidos en el “Jesús Navas” a las 11´00 horas (intempestiva hora, ¿no?) y se facilita en exceso la afluencia de la afición visitante que suele ser ruidosa y anti-sevillana en tanto se dificulta la presencia de la nuestra. ¿Por qué no se ubica a la afición foránea en fondo?  La marcha de los juveniles y del División de Honor no van muy allá, y el equipo que compite en el Grupo X de 3ª división, ya lleva dos derrotas seguidas en las últimas jornadas. Y a esto, cuando se inquiere a algún responsable ¿se la define como “política del club”? ¿Enfrentar a casi juveniles contra futbolistas de colmillos retorcidos, muchos ya de vuelta, y visitando campos extremadamente hostiles? Está bien que tengan que curtirse pero tal vez convenga también inyectar un poco de veteranía. Sabemos la lista de profesionales (Juanlu, Berrocal, Javi Díaz, Pozo, Alcedo…) que están dando juego en ambas categorías de la LFP e incluso en 1ª RFEF ( Pastor, Aspar) y que es una forma de ingresos del club, pero a lo mejor ha llegado el momento de variar la vía de acceso al profesionalismo en beneficio propio. Desde los tiempos de Navas y Reyes, hasta ésta temporada (Carmona y Kike Salas) y en virtud de la coyuntura que todo el mundo conoce, ningún canterano ha cristalizado en el primer equipo.

En otro orden de cosas ¿Cuándo va el Sevilla FC a dejar de prestar su nombre al “ocho” que compite en la regata S/B? Si se desea participar con dignidad, debería acogerse a estos esforzados remeros como una sección del club, porque de no ser así, sufriremos derrota tras derrota, año tras año, arrastrando la camiseta y el escudo del Club ¿Es que a nadie del Consejo se le ha ocurrido esto? Si la apuesta es ser sólo club de fútbol, pues que así sea, en tal caso quienes participen en la regata anual que sean exclusivamente un grupo de aficionados a este deporte que se declaren sevillistas, pero que no porten ni la camiseta ni el escudo de la entidad.

Y en cuanto a la defensa frente a las fieras carpeto-vetónicas, regionales y locales, el club parece abandonado a su suerte. Un presidente de la RFEF, claramente alineado con las tesis de la “Superliga” del “padre Pérez”, se permite con su señor progenitor el lujo de insultar al club, a la ciudad, a su presidente, y la única respuesta es un comunicado conjunto con otros dos clubs de los cuatro que han sido vituperados. Hay una autentica cacería contra nuestro director deportivo desde hace casi tres años, y ninguna reacción institucional (cuidado Ramón, que el domingo hay que rendir visita al lugar donde se inició todo, ándate con ojo frente a la “bienmandá” de mediapro).

Mi petición de dimisión del actual Consejo con su presidente a la cabeza, no debe interpretarse como un deseo de que el “eterno candidato” regrese a presidir nuestra sociedad con quienes le apoyen, extranjeros o nativos. Lo considero parte integrante de la opacidad vigente y no comparto su idea de creer que el club es suyo por derecho divino, aunque la Ley de SA le dé la razón. Es corresponsable también de ese aire viciado y rancio que aqueja al SFC y que, además con su actitud, no sólo no contribuye en nada a mejorar la marcha deportiva sino que, muy al contrario, la perjudica y mucho. Se le agradece haber catapultado al equipo al estrellato europeo y nacional, pero su tiempo pasó. No es el aire fresco que el Sevilla y sus abonados, accionistas y socios requieren.

PD: Abonado 37 del Sevilla FC y dueño de 7 acciones.

sevilla-borussia

La tormenta perfecta

Nacido en Sevilla el 23-11-1953. Socio del Sevilla FC número 37 y propietario de 7 acciones. Ldo. en Filosofía y Letras ( Sección Ha. General) por la Universidad Hispalense. Fue profesor de secundaria desde 1979 hasta su jubilación en 2013. Vocal de la Asociación de Pequeños Accionistas y actualmente encargado de cuestiones históricas del club en la asociación. Fiel de Nervión con más de 50 años ininterrumpidos.
Últimas entradas de José Ramón Yúfera (ver todo)

Es el título de la gran película dirigida por Wolfgang Petersen en 2000 basada en el guión de William Wittlif y Sebastian Junger. Supongo a todos conocedores de este film basado en un hecho real. Es la historia del naufragio de un pesquero como consecuencia de la fusión de dos grandes borrascas sobre el Océano […]

El futuro «Ramón Sánchez-Pizjuán»

Nacido en Sevilla el 23-11-1953. Socio del Sevilla FC número 37 y propietario de 7 acciones. Ldo. en Filosofía y Letras ( Sección Ha. General) por la Universidad Hispalense. Fue profesor de secundaria desde 1979 hasta su jubilación en 2013. Vocal de la Asociación de Pequeños Accionistas y actualmente encargado de cuestiones históricas del club en la asociación. Fiel de Nervión con más de 50 años ininterrumpidos.
Últimas entradas de José Ramón Yúfera (ver todo)

En estos tiempos de incertidumbre, con la institución hecha unos zorros de arriba abajo se mire por donde se mire gracias principalmente a un nuevo y grave episodio de la guerra accionarial que en su momento no se zanjó debidamente y que, mal cicatrizada, vuelve a supurar, y en la que hay quien prefiere una […]

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.plugin cookies

ACEPTAR
Aviso de cookies