Cabecera Columnas Blancas
image

José Luis De La Rosa - Columnas Blancas - Página 4 de 4

Getty

Repetir el récord de socios

¿Qué va a hacer el Sevilla con la campaña de abonos la temporada 2020/21?

Se dice que hay varias posibilidades que está estudiando el consejo, pero la verdad es que yo, viendo el panorama, solo se me ocurre una.

Creo que en la temporada 2020/21 no habrá campaña de abonos y los actuales socios de esta temporada en sus distintas modalidades se mantendrán con su número de socio y sin pagar nada.

Sinceramente no se me ocurre otro escenario que no sea ese.

El asistir a los Estadios la temporada que viene es sabido que será imposibles antes del dos mil veintiuno y muy difícil o con grandes restricciones a partir de enero. Ante eso Pepe Castro poco tiene que ofrecer y no le queda otra que seguir el camino del Getafe, e imagino que los demás clubes harán lo mismo. No veo otra salida.

No creo que Pepe Castro se arriesgue a una crisis institucional con sus socios dando un paso en falso a cambio de un mínimo porcentaje del presupuesto.

Lo primero que hay que poner en la mesa es la pérdida de partidos de esta temporada, hasta seis, y algunos muy importantes como el derbi y el enfrentamiento con el Barcelona. A eso hay que sumarles la Europa Ligue donde seguimos compitiéndola.

Pero el problema gordo viene con el escenario que se prevé la temporada que viene donde es bastante complicado diseñar una campaña de abonos debido a los partidos que se van a celebrar a puerta cerrada o con público reducido (si es que lo hubiera). Aparte de no saber cuándo te van a permitir jugar con público.

Todo ello crea muchas dificultades a la hora de plantear un precio del nuevo abono y las fechas para las renovaciones.

Y hay algo muy importante en todo esto. La bajada de socios sería brutal, porque hacer pagar al socio con la incertidumbre de una crisis económica y una pandemia mundial y sin saber siquiera si puede asistir es para pensárselo poco.

Creo que son demasiados inconvenientes y el club tendría que hilar muy fino para salir airoso con otra decisión que no sea esta.

Se garantizaría paz social y cuarenta y cinco mil socios.

Sevilla FC TV

Monchi se desnuda

Hoy voy a dar una opinión de algo que no acabo de entender y que voy a compartir. Aunque intuyo que es esa clase de opiniones que gran parte del sevillismo en general no solo no comparte, sino que detesta. Porque no estar de acuerdo o en cierta medida criticar a una leyenda del sevillismo como es Monchi no es precisamente hacer amigos en el entorno sevillista. Pero os recuerdo que es solo opinión.

Reconozco que en estos días tan especiales que nos ha tocado vivir estoy desconectado de mi equipo, algo normal porque no hay actividad. Pero hace unos días pude ver uno de esos videos que está publicando el Sevilla sobre la forma de trabajar de Monchi y no acabo de entender el motivo que ha llevado a Monchi a desgranar su metodología de trabajo al público de esa manera.

Es cierto que no es la primera vez, pero de muy diferente manera. No es lo mismo dar datos en una entrevista que hacer una serie de trece bloques de unos quince minutos cada uno, donde queda totalmente al descubierto el diseño y el desarrollo de la dirección deportiva de un club.

Le escuché un día que su mayor influencia fue Bilardo. Pues esto lo hace con Bilardo de entrenador y tendría que ver la reacción del bueno de su maestro.

El futbol es competir y hacerlo con todas las armas. ¿Qué gana Monchi con dar a conocer a sus rivales todos los entresijos de la dirección deportiva del Sevilla FC?. No veo yo a ningún equipo rival desmenuzando punto por punto sus métodos de trabajos. Sinceramente no sé lo que pretende. Porque buscar halagos y notoriedad entre el público no lo creo, porque eso se lo ha ganado sobradamente en sus veinte años de profesión y no necesitaba esta mamarrachada sin precedentes.

Un cambio fatídico

Que Lopetegui está haciendo un buen trabajo no hay dudas, con sus errores y aciertos el Sevilla hasta ahora se está codeando con los de arriba en la clasificación. Eso no es opinión, eso al menos hoy es un hecho.

Mucha culpa de esos buenos resultados está basado en su sistema defensivo, donde emergió un central descomunal (Diego Carlos) ayudado por su pareja de demarcación (Carriço o Koundé) más Fernando por delante. Ese triángulo inexpugnable le proporcionó al equipo una solidez y un equilibrio insultante, y con ello, a pesar de que arriba no se atinaba con el gol vinieron los resultados rápidamente. Al Sevilla no solo no le hacían goles, sino que ni siquiera le tiraban a portería. Vaclik tocaba una media de dos balones por partidos. Todo iba de mil maravillas, hasta que Lopetegui sin que tuviera motivo alguno decidió un cambio fatídico, modificar el sistema basado en la incrustación del serbio Gudelj en el centro de la defensa.

De esa manera desplaza hacia ambos lados a los centrales y lleva consigo también un cambio de posición en varios jugadores. Para mí, las consecuencias es que todos los implicados en el cambio de posición bajan considerablemente sus prestaciones, con lo que el equipo pasa de estar bien posicionado y sabiendo a qué juega, a ser un equipo desorientado y muy vulnerable atrás.

Con esa inexplicable decisión que Lopetegui está empleando asiduamente desde el mes de noviembre la fragilidad defensiva comenzó a aparecer. Penetraciones fáciles, remates sin oposición y ocasiones de gol que antes no se veían. De pronto Koundé desplazado a la derecha sale en todas las fotos, Diego Carlos desplazado a la izquierda pasa de ser un central de setenta millones, a uno de siete. Y Vaclik de no intervenir casi nunca, a hacer parada tras parada.

Estaba claro, que por lo que fuera, ese sistema al equipo le sentaba fatal y no debería de haber tenido más recorrido que una prueba fallida. Pero no ha sido así. Lopetegui como buen vasco ha seguido insistiendo y una de sus consecuencias es la desgraciada eliminación de copa a manos de un segunda división.

El vasco lo volvió hacer en Miranda de Ebro sin más motivo que una cabezonería, y en veinte minutos ya perdimos la eliminatoria dos cero.

Sinceramente, siempre he sido un defensor de Lopetegui, fui de los pocos que me gustó que viniese, pero no llego a comprender porque insiste en un sistema que por lo que sea no funciona.

De momento, fue la clave de que se esfumara el sueño de la copa donde teníamos puestas muchísimas esperanzas.

Por su buena clasificación le perdonaba lo que para mí es una barbaridad futbolística que es ver que Nolito está por delante del Mudo Vázquez, pero si para mí eso es muy duro, lo de esto último me está costando bastante más sobrellevarlo.

El mal momento de la cantera

No corren buenos tiempos para la cantera del Sevilla. Y es algo que no es nuevo. Los malos resultados vienen ya de largo y es algo para analizar desde el club (imagino que son conscientes de ello). Y no será por falta de apoyo del club, donde es evidente las mejoras en infraestructuras y comodidades […]

Mercado de invierno

Lo primero que cabe decir es el agradecimiento a los administradores de Columnas Blancas por permitirme dar mi opinión en esta reputada web sevillista. Opinión que hoy está dirigida al tan comentado tema del mercado de invierno. Tema que se ha fortalecido con la derrota con el Villarreal y el partido con el Bergantiños. El […]

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.plugin cookies

ACEPTAR
Aviso de cookies