Cabecera Columnas Blancas
image
RAFA VELASCO 18/08/2020

Un giro de guion inesperado

En el mundo del Cine se utilizan los giros de guion para tratar de sorprender al espectador y mantenerlo atento a la trama de la película. Un ejemplo puede ser la película VÉRTIGO del gran Alfred Hitchcock, en la que su giro final deja sorprendido a todos, que nunca esperan semejante desenlace.

En el Sevilla FC tenemos actualmente en cartelera una película con un giro final inesperado. Creo que ningún sevillista, ni siquiera los que aplaudimos su fichaje, podíamos pensar que la trama pudiera tener este final.

El protagonista de esta peculiar historia lleva por nombre Yassine Bounou, más conocido como Bono. Llegó cedido del Gerona con una opción de compra, después de haberse hablado hasta la saciedad de la llegada del meta Pacheco del Deportivo Alavés.

Su llegada fue fría, la afición esperaba otro portero y quedó la impresión de que venía porque no había más dinero en caja. Se integró poco a poco en la plantilla, entrenando como uno más, asumiendo su rol de portero suplente. La Europa League en su primera fase, era la competición predestinada para él, pero sus actuaciones fueron poco alentadoras, llegando a su punto negativo más álgido en el partido disputado frente al Cluj de Rumanía. En el minuto 87, con el marcador 0-0, al portero marroquí se le escapaba un balón fácil y lejano, que se convertía durante un corto espacio de tiempo en el 0-1 y la consiguiente eliminación en Europa. Afortunadamente para todos, el VAR revisó la jugada por la mano de un rival que fue anterior al disparo e invalidó el tanto. Aquella desafortunada acción tuvo continuidad en sus declaraciones post-partido, en las que manifestó que había visto la mano del rival y eso lo desconectó de la continuación de la jugada.

Si echamos la vista unos meses atrás, recordaremos que tras el parón por el confinamiento del Covid 19, se hablaba en los foros sevillistas de qué portero vendría para la temporada que viene, dando por sentado que el Sevilla FC no iba a ejercer la opción de compra para su fichaje, opción que a día de hoy todavía es incierta. Pero debido a la desgraciada lesión del portero Vaclick, le llegó la oportunidad de ser portero titular y sentirse importante. La lesión del checo ante el Éibar dejó a la afición muy preocupada porque veía que con Bono en la portería podíamos perder las opciones de Champions, que en ese momento disfrutábamos en la clasificación. Cuando nadie confiaba en él, salió al campo y sorprendió a todos con actuaciones más que convincentes, que ayudaron a conseguir el gran objetivo marcado.

Se recuperó Vaclick, que ya estaba preparado para jugar la Fase Final de la Europa League, a disputar en tierras alemanas. Pero llegó el momento de la verdad y Lopetegui, al contrario de lo que opinaba la prensa, decidió darle continuidad, dándole la titularidad desde el primer partido frente a la Roma. El portero marroquí se lo agradeció con actuaciones que ya no solo eran convincentes, sino que se habían convertido en brillantes.

Decía Arthur Schnitaler que “Estar preparados es importante, saber esperar lo es aún más, pero aprovechar el momento adecuado es la clave de la vida “.

Bono ha sabido aprovechar el momento adecuado, poniendo la guinda con un partidazo frente al todopoderoso Manchester United que nos abre las puertas de una nueva final europea. Todo parecía encaminado a su adiós y ahora una inmensa mayoría pide que se haga efectiva su opción de compra.

Bono, una película con un giro de guion inesperado.

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.plugin cookies

ACEPTAR
Aviso de cookies