Cabecera Columnas Blancas
image
LORENA NARES 23/01/2020

¡Campeones de liga!

Justo ahora que se van a cumplir 130 años desde su fundación, me gustaría recordar lo que para mí es el mayor éxito del club en su historia: en la temporada 1945/1946 el Sevilla Fútbol Club se alzó por fin con el título más deseado: el Campeonato Nacional de Liga.

En sus filas durante esa temporada contó con veinticinco jugadores que dieron todo para llevar a su equipo a lo más alto. Ellos fueron: Acedo, Alconero, Antúnez, Araujo, Arza, Belmonte, Berridi, Bonache, Busto, Campanal I, Campos, Clemente, Eguiluz, Félix, Guillamón, Herrera, Iturbe, Joaquín, López, Lucas, Mateo, Ovidio, Paquillo, Pedrín y Villalonga.

En la temporada anteriormente mencionada el equipo hispalense se situó en el peldaño más alto del fútbol español.

Ramón Encinas, entonces técnico del Sevilla Fútbol Club, consiguió llegar a la última jornada de liga con tan solo un punto de diferencia sobre el FC Barcelona. No era un partido cualquiera, era todo o nada, estaba en juego el título más preciado y a nuestro equipo le bastaba con conseguir un empate.

El FC Barcelona necesitaba ganar para proclamarse campeones ante su afición en su propio estadio, el Les Corts (anterior estadio al conocido Camp Nou).

Les Corts estaba abarrotado, todo el público estaba expectante y ambas aficiones deseaban que sus equipos saliesen victoriosos y alzaran la copa. En el campo, dos grandiosos equipos se estaban dejando el alma en cada ocasión, cada jugada… el ambiente era inmejorable, y los culés iban por delante, por un momento soñaron con ser campeones hasta que Araujo en el minuto 7 consiguió el gol del empate a uno, dando el honor a su equipo de poder conseguir la única Copa Nacional de Liga de España que a día de hoy tenemos.

Ramón Encimas aquel día apostó por la siguiente alineación que nos llevó a la gloria: Busto, Joaquín, Villalonga, Alconero, Antúnez, Eguiluz, López, Arza, Araujo, Herrera y Campos.

Once guerreros a los cuáles simplemente y eternamente agradecidos sólo les podremos decir ¡Gracias!

Los campeones volvieron a Sevilla como héroes, era todo un acontecimiento para la ciudad, la expedición sevillista viajó en autobús y fue parando en cada ciudad y pueblo donde fueron solicitados.

La entrega de la Copa se realizaría siete días después en un partido homenaje contra el Granada CF en el estadio de Nervión.

Soñar es gratis, ¿volveremos a ganar algún día otra liga?

You might also like

Escribe una respuesta

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.plugin cookies

ACEPTAR
Aviso de cookies